Las Juventudes Comunistas de Extremadura con los trabajadores de la mina de Aguablanca

Desde la UJCE Extremadura queremos mostrar todo nuestro apoyo y solidaridad con el encierro de los mineros de Aguablanca (Monesterio) que están llevando a cabo en la sede de la Mancomunidad de Tentudía, ante el ERE agresivo que plantea la empresa y que significaría el cierre de esa mina, dejando en la calle directamente a 400 trabajadores y trabajadoras.

Por eso, el único camino es el camino de la lucha que han iniciado desde el jueves pasado, cuando decidieron comenzar su encierro para evitar el cierre. Además, estaremos apoyándolos en la manifestación de Badajoz del próximo viernes 26 de febrero.

Porque casos como este demuestran que la lucha de clases sigue más vigente que nunca hoy en día, y que los intereses del empresario no son los mismos que los de las trabajadoras, al contrario, están totalmente enfrentados. Por eso, es necesario que las trabajadoras permanezcamos unidas en nuestros centros de trabajo, para democratizar nuestras empresas y la economía, desmontando el mito de que los empresarios son necesarios en nuestra sociedad, cuando en realidad las trabajadoras no los necesitamos para producir beneficios, sino que nosotras solas podemos organizarnos para luchar por nuestro pan.

Por otro lado, el cierre de esta mina, supone continuar con la política de desvalijamiento de nuestras industrias, iniciada en la década de los noventa, con la aprobación del Tratado de Maastricht, lo que está ocasionando un verdadero perjuicio para los intereses de la clase trabajadora.

Por último, a todo esto, se suman en el conflicto las reformas laborales del PSOE y el PP, llevadas a cabo en 2010 y 2012 respectivamente, que han dejado sin poder de negociación y fuerza a las trabajadoras en sus centros de trabajo, en detrimento del beneficio del empresario, lo que ha creado un ejército de reserva de millones de trabajadoras paradas y la creación de un modelo de trabajo precario, con la mayoría de contratos creados de duración temporal y por horas, sin ningún tipo de derecho para la clase trabajadora. Por ello, queremos denunciar como tanto el Partido Popular y el PSOE quieren hacerse la foto con estos trabajadores, como ha ocurrido estos días atrás con la visita del PP de Huelva a la mina para “mostrar” su apoyo o el gobierno de Vara, cuando han sido ellos quienes han llevado a cabo esta ofensiva contra la clase trabajadora, en beneficio de la clase capitalista, de una minoría poderosa.

¡Viva la lucha de la clase obrera!